Claro que existe indemnización en el contrato de formación. Ya hemos aclarado en muchas ocasiones que la particularidad de este tipo de contrato es su carácter formativo pero, en el resto de aspectos, funciona como un contrato cualquiera.

Indemnización en el contrato de formación

Como decimos, el contrato de formación tiene indemnización por despido, finiquito. Vamos a analizar todas.

El momento de pagar o cobrar una indemnización viene cuando se termina una relación laboral, independientemente de si lo decide la empresa o el trabajador/alumno. En el segundo caso, y para que pueda tener su finiquito, el alumno debe cumplir con el preaviso.

Preaviso en el contrato de formación para acceso a indemnizaciónindemnización por despido

El preaviso para anunciar una baja voluntaria o un despido está regulado en el convenio colectivo de cada empresa. En su ausencia, habrá que respetar los 15 días que están regulados en el artículo 13 del RD 1529/2012, de 8 de noviembre por el que se desarrolla el contrato para la formación y el aprendizaje y se establecen las bases de la formación profesional dual.

En cualquier caso, si el empresario decide no continuar con el trabajador y cumple con esos 15 días de preaviso no tendrá que abonar indemnización. Solo tendría que abonar el finiquito, que está formado por el salario devengado del mes de despido, la parte proporcional de las pagas extraordinarias y las vacaciones generadas que no se han disfrutado.

En caso de que no cumpliera con el preaviso, además del finiquito tendría que abonar la indemnización por despido improcedente.

En definitiva, del preaviso del empresario dependerá la indemnización. Y con respecto al finiquito, éste siempre estará presente, sea cual sea la forma de poner fin a esa relación laboral.

Si te resulta interesante este artículo ¡No olvides compartirlo!